بسم الله الرحمن الرحيم

 

Desde que volví al islam tenía claro que debía aprender árabe. El otro día buscando citas sobre el aprender árabe, encontré este texto sobre una reunión Shaikh Hassan Marzooq Al Banna (rahimahullah) que parafraseaba las palabras del shaikh acerca de cómo uno puede aprender aprender o entender el islam sin entender el idioma árabe.

Tengo clarísiomo que debe haber una intención muy sincera cuando nos planteamos el aprender árabe: aprendemos árabe por Allah y enseñamos árabe a nuestros hijos por Allah. Y Allah nos facilitará si ponemos esa intención.

Cuando empecé a enseñar a mis hijos en casa, también empezó mi reto personal con el árabe. Yo había aprendido a leer y a escribir con vocales unos años atrás.

He aquí algunas afirmaciones que me he planteado a lo largo del camino y puede que tú también lo hayas hecho…

 

Pues quiero decirte que es cierto, pero a la vez decirte que para que no lo sea sólo toma un poquito, nada, unos minutos o horas. Y recuerda que es antes de la obligación de enseñar a tus hijos, está la obligación contigo misma. Tus hijos podrán aprender de otras maneras, pero tú eres la única responsable de tu conocimiento. Tú debes empoderarte de él y ya después, ocuparte de enseñarlo.

Imagínate la gran oportunidad y bendición de aprender árabe a la vez, juntos y en familia con tus hijos. Tú puedes tomar lecciones online, ir avanzando y ayudar a tus hijos a avanzar explicándoles lo que has aprendido. Es, en verdad, una manera perfecta para aprender.

.

Para enseñar cualquier cosa hay que aprenderla antes, aunque sea con unos segundos de antelación. Intenta aprender aunque sea solamente una letra y enséñala. Y después sigue con tu aprendizaje, que el enseñara a tus hijos sea también lo que te motiva, que aprendáis juntos.

 

No, no hay que ser experto, pero eso no quiere decir que no queramos llegar a serlos. No tomemos la excusa de no sé suficiente, porqué es sólo eso, una excusa. Lánzate, busca herramientas, dedica una hora diaria, tres horas semanales, algo, sólo empieza y comparte tus conocimientos.

Igual que la de Séneca, ésta afirmación me parece sumamente cierta y además importante de tener en cuenta. Practica, practica con tus amigas, practica con tus familiares árabes y practica en casa, sumergiendo a toda la familia en el idioma árabe. Así se retiene el conocimiento, practicándolo, explicándolo, haciéndolo tuyo.

Déjame tus comentarios aquí o en el post de instagram.

Hablaremos más sobre ello en un siguiente post. إن شاء الله

Aprender vocabulario

Aprender vocabulario

بسم الله الرحمن الرحيم Hay seguramente muchas formas de aprender nuevo vocabulario en cualquier idioma, pero personalmente y por propia experiencia,...

Montando el Planeta Tierra

Montando el Planeta Tierra

بسم الله الرحمن الرحيم السلام عايكم ورحمة الله وبركاتة   Soy consciente de que cuanto más disfrute un niño mientras realiza una actividad, más...

Bienvenida

Bienvenida

بسم الله الرحمن الرحيم السلام عايكم ورحمة الله وبركاتة   Empiezo este blog para que quede constancia de algunas de las experiencias por las que...

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad